Caracal: Características, cuidados y curiosidades

El caracal es un felino poco conocido en muchos lugares, a primera vista puede parecer un gato gigante, de hecho algunos le llaman gato caracal, otros piensan que es un lince bastante peculiar. Sin embargo, sus características y docilidad no son tan cercanas a las del gato doméstico y sí más parecidas a las de un lince, pues es un animal tan hermoso como salvaje.

Conoce un poco más de este exótico animal, su origen, características, así como algunos datos interesantes sobre este asombroso y místico felino.

Te puede interesar: boyero de berna: características, cuidados y curiosidades

Origen

Nombre científico: Caracal caracal

El origen del caracal animal, se encuentra en África, sobre todo en y en algunas zonas del oeste de Asia; lo cual indica que es un animal que busca lugares preferiblemente áridos para su establecimiento.

Su particular nombre proviene de una palabra del idioma turco karakulak, que su significado literalmente es ‘oreja negra’ debido a la particularidad de las mismas, de las cuales hablaremos más adelante.

Aunque algunos creen que se trata de un lince, incluso llegan a llamarle lince africano, este no tiene una genética directamente proveniente de ese felino, antes bien guarda relación con los servales, con quien tiene gran parecido. Lo que sí se conoce es que su origen es muy antiguo.

Origen del caracal

Características

  • Entre las características del caracal más resaltantes destacan:
  • Cabeza: es de tamaño mediano y aplastada.
  • Pelaje: es suave y tupido, las tonalidades de su pelaje generalmente van desde hermosos tonos naranjas hasta llegar a ser rojizo. Su pecho suele ser de color blanco y en su rostro se despliegan unas líneas negras que le otorgan un aspecto más refinado realzando su ya notable belleza. Estas líneas se ubican en la frente, alrededor de su nariz y del hocico.
  • Altura: el tamaño del caracal es de un felino mediano. Las hembras miden sin contar la longitud de su cola entre 67 y 90 centímetros de largo, mientras que los machos alcanzan entre los 73 y los 95 centímetros de altura.
  • Peso: el promedio tanto en hembras como en machos es alrededor de 17 kilogramos.
  • Ojos: como la mayoría de los felinos, posee unos hermosos ojos cuyo color va desde un azul muy claro a un verde intenso. Tiene, además una vista muy aguda.
  • Orejas: sin duda su rasgo más llamativo, pues son negras y puntiagudas con unos elegantes penachos sobresalientes en las puntas, lo cual ayuda a que el sentido de la audición sea muy fino, sobre todo durante la noche que es cuando está más activo.
  • Nariz: prominente y oscura.
  • Hocico: pronunciado y fuerte.
  • Cola: no es muy grande, suele medir unos 30 centímetros de longitud.
  • Cuerpo: mediano y robusto, sus extremidades son fuertes, especialmente sus patas traseras que le permiten dar saltos muy ágiles.
  • Longevidad: la esperanza de vida del gato caracal es de hasta 17 años.

Temperamento y comportamiento

En cuanto al temperamento de los cachorros del gato caracal, suelen ser muy tiernos y amigables. No obstante, cuando empieza su crecimiento, también van desarrollando su instinto natural, que es salvaje, por lo que en este punto no son distinto a la mayoría de los felinos, mostrándose como fieras y depredadores indomables.

En su hábitat no suelen ser sociables, se tratan de animales solitarios y suspicaces que evitan la compañía incluso de miembros de su propia especie. Es un animal esquivo que salvo en épocas de celo cuando se le ve en compañía de parejas, suelen mantenerse muy distantes.

Es mucho más receloso cuando se trata de seres humanos, por lo cual es difícil que exista un acercamiento.

Aunque existen especies híbridas entre caracales y gatos comunes que se emplean como un caracal doméstico, cabe destacar que en realidad este felino no es un animal doméstico y que adoptar alguno conlleva riesgos.

Los riesgos de tener este animal en casa no son solo para las personas, sino para el felino en sí, ya que esta especie de híbrido tiene muchas complicaciones de salud, no suelen adaptarse fácilmente a espacios pequeños y su expectativa de vida es baja.

Temperamento y comportamiento del caracal

Alimentación 

El gato de caracal es un felino carnívoro. Caza distintas especies para su alimentación, roedores y otros mamíferos de proporciones pequeñas; reptiles, peces, y principalmente aves, que indudablemente parecen ser su comida favorita pues es sumamente ágil cazándolas, incluso en grandes cantidades.

Aun así, la alimentación del caracal se ha adaptado, pudiendo consumir otro tipo de alimentos secundarios como algunas plantas silvestres.

En el caso del caracal doméstico debe evitarse darles comida procesada para gatos, por lo que ha de alimentarse con porciones de carne y otras proteínas crudas.

 Cuidados

Las personas que deciden adoptar un caracal, deben tener en cuenta su naturaleza salvaje. Son animales que requieren de mucho espacio, son sumamente territoriales y algo agresivos al jugar, por lo que no se recomienda que jueguen con estos.

Uno de los cuidados del caracal domesticado es que acudan con frecuencia a un profesional veterinario, a fin de que evalúe su salud y el desarrollo del animal en un ambiente doméstico.

Curiosidades

  • Una de las curiosidades del caracal es que muchas veces es llamado “gato volador”, ya que sus saltos pueden alcanzar una altura de hasta tres metros, lo que facilita la caza de aves además de hacerlos muy buenos trepadores.
  • Existen caracales de color negro, pero son pocos los casos, por lo que se trata de una variante muy exótica.
  • Aunque suelen dar a luz hasta seis crías, generalmente solo sobreviven tres cachorros de caracal.

Preguntas frecuentes

¿El caracal y el lince son iguales?

Aunque muchas personas los identifican, en realidad no pertenecen a la misma especie. De hecho, el desarrollo evolutivo del caracal no proviene de los linces.

¡Eso sí! Ambos tienen en común su gran belleza y lo parecido de sus peculiares orejas con penachos, razón por la cual se les confunde.

¿El caracal se encuentra en peligro de extinción?

Actualmente, se trabaja para proteger las distintas áreas donde habita. Sin embargo, hay algunas zonas de Asia donde sí es preocupante su preservación, ya que se encuentra en una situación crítica.

¿Se puede adoptar a un caracal?

Aunque no se recomienda, hay  varios países donde está permitido tener a este animal en casa.

Te puede interesar: american bully: características, cuidados y curiosidades

 

Deja un comentario